¡LO HICISTE!

¡Bienvenido! Ahora estás en la línea de salida del resto de tu vida. Solicitar estudios en CC3D es un paso emocionante en tu viaje. Estamos seguros de que la decisión de invertir un año en tu crecimiento personal y progreso espiritual te devolverá grandes dividendos.
La idea de participar en el desarrollo de tu futuro es un privilegio que no tomamos a la ligera. Dado que el CC3D se trata de hacer hacedores de discípulos, no simplemente discípulos, adoptamos un enfoque diferente de la educación. Nuestro programa está diseñado para ser intencional en todo momento.

 

Para ayudarte a convertirte en la mejor versión de ti, te trataremos como una persona única. Caminaremos contigo, experimentaremos la vida contigo y te brindaremos algunos de los mejores conocimientos, habilidades y comprensión en profundidad de la formación de discípulos disponibles. En lugar de sofocar tu pasión, nuestro objetivo es avivar las llamas de tu mayor potencial.

 

El enfoque modular en persona de CC3D complementa maravillosamente la formación de discípulos bíblicos. Nadie aprende solo. Nadie se pierde entre la multitud. Todos los estudiantes aprenden el mismo material al mismo tiempo, creando un ambiente perfecto para una profunda discusión y compañerismo. El método CC3D está diseñado para eliminar el dolor y la monotonía del aprendizaje tanto como sea posible. Cada plan de estudios completado te proporciona una nueva herramienta, lista para ser utilizada en la vida real. Cuando hayas terminado, esperamos que te vayas inspirado y lleno de energía, listo para hacer discípulos donde el Señor te lleve por el resto de tu vida

 

Somos pequeños. Por lo tanto, podemos centrarnos en lo que realmente importa: ¡TÚ!.

Nos centramos en la pintura, no en el marco. Nuestro centro de aprendizaje no se trata de estética. Nuestra propiedad es intelectual, no física. Haremos todo lo posible para cancelar la estática y llegar al núcleo de la palabra de Dios.

 

 

Este viaje apenas comienza. ¿EstÁs listo?